Amados mio.

Dios me los siga bendiciendo grande y ricamente.

Hay un pasaje exquisito que nos dice mucho.

2 Pedro 3:9 El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza; sino, que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento.

Una, de las cosas que debemos de saber, es que La Palabra en si esta, diseñada para que El Pueblo de Dios mantenga una buena conducta en su caminar, para llegar en su momento delante de la Presencia Divina, como dice La Palabra sin manchas ni arrugas.

Si tratámos de sacarle jugo a este pensamiento del Amado; analizando, este gran comienzo de que El Señor no retarda sus promesas, veremos que lo plantea porque Él sabe, la necesidad que tiene Su Pueblo, de Las Promesas Divinas; existen, más de 3000 promesas, y cada una de ellas tienen un propósito determinado, pero de lo que si pueden estar convencidos es que todas ellas están diseñadas para ayudarnos en medio de las dificultades.

Ahora bien, es a través de tu arrepentimiento, cuando ellas se hacen efectivas y puedas obtener el beneficio para la cual fueron diseñada; una de ellas, que siempre viaja conmigo, y que me ha puesto a pensar cada vez que tengo que decidir donde quiera que estoy es.

Mateo 28:20 he aquí, yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.

Estas fueron las últimas palabras del Amado dejadas en el libro de Mateo.

Usted, se das cuenta, la seguridad que implica esta promesa de Dios para tu vida, ¡tener! los Ojos De Dios puesto sobre cada una de nuestras acciones en cada momento de nuestras vidas; hermanos, eso significa seguridad, protección, eso es una gran bendición.

¿Sabes porque? Porque, quizás hallan momentos en el que llegan a tu mente pensamientos pecaminosos, y sientes en tu interior algo que te habla y te dice que lo que estás pensando es incorrecto; sabes algo, muchos piensan de que eso es un gran problema en una vida pecaminosa, pero una gran bendición si logras entenderlo, porque le da seguridad a buscar el cambio a tu sistema espiritual, “claro” si realmente crees que Dios está contigo en cada momento de tu vida, porque eres tú el que tiene que decidir si lo haces o no lo haces.

Amados, a través de una decisión están dos grandes consecuencias, si después de la decisión te alejaras de Dios o te quedas pegadito a El //porque decidiendo entre lo que es bueno y lo que es malo para tu vida, esta una buena consecuencia o una mala consecuencia. Tu decides, entonces deja que Dios sea Dios en tu vida.

Que Dios te siga bendiciendo grande y ricamente.

La Nueva Pasión de Cristo.

NOTA.

Nos puedes escribir en privado a:

Eltallerdelomaestro67@gmail.com

o.

Jorge Abreu

PoBox 65-0922

Miami florida 33265